Presidente chileno supervisa mayor destrucción de armas de fuego desde 1990

Sin categoría

SANTIAGO, 12 dic (Xinhua) — El presidente chileno, Gabriel Boric, supervisó hoy martes la fundición de 25.015 armas incautadas o entregadas voluntariamente a lo largo de este año, la mayor cifra desde 1990.
“Esto lo hacemos porque sabemos que la seguridad, tanto social, económica y ciudadana, así como el orden público, son prioridades para los chilenos y chilenas”, dijo Boric desde la siderúrgica Aceros AZA, en el norte de la capital chilena.
La cifra de armas destruidas en Chile este año supone un aumento del 39 por ciento respecto del año anterior y, según explicó el mandatario, con el acero que se obtiene de las armas fundidas se construirán hospitales, carreteras y otras obras públicas.
Boric remarcó la firmeza de la medida para “evitar que el narcotráfico corroa las instituciones de nuestra república”.
“Para eso, necesitamos la colaboración de toda la sociedad. Con el narco no se negocia, al narco se le enfrenta. Eso es lo que estamos haciendo aquí, en nuestro país”, declaró.
De acuerdo con cifras del Gobierno, de las más de 25.000 armas y accesorios destruidos, 8.059 corresponden a armas decomisadas por los tribunales de justicia, mientras que 13.323 unidades fueron entregadas voluntariamente.
De esta última cifra, 3.633 corresponden a armamento dado de baja por el Ejército, la Armada, la Fuerza Aérea, Carabineros y la Policía de Investigaciones de Chile, como parte de un convenio para la fundición del material que dejan de utilizar.
En diciembre del año pasado, el presidente supervisó la destrucción de 17.590 armas de fuego, en el marco del compromiso del Gobierno de disminuir el poder armamentístico de las organizaciones criminales apostadas en el país sudamericano. Fin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *